Steve Jobs como Project Manager: ¿bueno o malo?

¿Fue Steve Jobs un buen Project Manager?

El otro día leí un post que hablaba sobre cómo era Steve Jobs como Project Manager de Apple. Según explicaba el blogger, en una de las biografías se le describe como un director que se caracterizaba por mantener algunos comportamientos con su equipo de  trabajo que distan mucho de lo que podríamos considerar el “Project Manager ideal”:

-          Trabajar bajo la cultura del miedo

-          Categorizar a sus empleados/as en categorías A, B, …

-          No proporcionar confianza a su equipo

-          No mantener sus promesas

-          Criticar las ideas de sus trabajadores/as para luego “apropiárselas”

-          Intimidar al personal para conseguir los objetivos de trabajo

Sin embargo, comenta también el mismo post, que Steve Jobs era un estupendo transmisor de la visión de su empresa al personal. Sin duda, este es uno de los factores organizacionales más relevantes y no siempre es factible que todas las personas de la empresa la conozcan y participen de ella como se espera.

Sería necesario reflexionar sobre donde prima la relevancia para un director de proyecto: la idea de negocio, el producto/servicio, la productividad, los objetivos,… o el equipo. ¿Es suficiente con conseguir los resultados esperados?

Finalmente, todos los componentes que forman parte de un proyecto son o se llevan a cabo por personas, de ahí la importancia del equipo de trabajo y de la interacción del Project Manager con el mismo.

Sin embargo, Steve Jobs triunfó con una carrera imparable creando una de las empresas más poderosas del mundo. El mismo blogger ofreció un nuevo post indicando los aspectos positivos a resaltar sobre esta personalidad como Director de Proyecto:

-          Visionario (capaz de vender y transmitir la misión de la empresa)

-          Perfeccionista / Detallista

-          Integrador (de un equipo multidisciplinario y altamente eficiente)

-          Decisivo (“experto” en la toma de decisiones)

-          Integrador (conseguir la colaboración conjunta para conseguir los objetivos)

Conseguir un buen clima laboral es favorecedor de las relaciones interpersonales entre las personas trabajadoras de la empresa, de la retención del talento y de la consecución de objetivos gracias a la motivación del propio equipo. A pesar de esto, muchas empresas han visto crecer asombrosamente su economía sin mantener las buenas relaciones con y entre el “grupo” de personas que trabajan conjuntamente.

Y os planteo:

¿Fue realmente Steve Jobs un gestor, un líder o un director de proyecto?

¿Cómo catalogaríais a uno de los profesionales con mayor proyección en el mundo empresarial?

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)

About the author  ⁄ acubeles

No Comments